"Siento que Dios me llama para hacer el bien en la tierra"

P. Usera

Año 1.864

Jerónimo Usera

Sor Rocío

¡Ven, Espíritu Santo!

Lectura de los Hechos de los Apóstoles (2, 1-11)

Todos los discípulos estaban juntos el día de Pentecostés. De repente un ruido del cielo, como de un viento recio, resonó en toda la casa donde se encontraban. Vieron aparecer unas lenguas, como llamaradas, que se repartían, posándose enci­ma de cada uno. Se llenaron todos de Espíritu santo y empezaron a hablar en len­guas extranjeras, cada uno en la lengua que el Espíritu le sugería. 
Se encontraban entonces en Jerusalén judíos devotos de todas las naciones de la tierra. Al oír el mido, acudieron en masa y quedaron desconcertados, porque cada uno los oía hablar en su propio idioma. Enormemente sorprendidos preguntaban: ¿No son galileos todos estos que están hablando? Entonces ¿cómo es que cada uno los oí­mos hablar en nuestra lengua nativa? Entre nosotros hay partos, medos y elamitas, otros vivimos en Mesopotamia, Judea, Capadocia, en el Ponto y en Asia, en Frigia y en Panfilia, en Egipto o en la zona de Libia que limita con Cirene; algunos somos fo­rasteros de Roma, otros judíos o prosélitos; también hay cretenses y árabes; y cada uno los oímos hablar de las maravillas de Dios en nuestra propia lengua. Palabra de Dios

 

  pentecostes


Pulsa AQUÍ podrás descargar unas tarjetas de Pentecostés.

Materiales de varios años 

 ES4

 * Tarjetas varias 

 * Los dones del Espíritu Santo

 

Vigilia 2017

ES1 * Vigilia  1

 

 

ES2Vigilia 2

 

* Vigilia 2015   

+ ppt - "LLama de amor vivo"

Otras Oraciones

Pentecostés 

ORACIÓN AL ESPÍRITU SANTO

Ven, Espíritu Santo - Amor, 

apaga en nosotros 
los fuegos del odio y al violencia, 
quema con tu fuego 
egoísmos e impurezas, 
el fuego que purifica y transfigura, 
enciéndenos. 
Ven, Espíritu Santo - Comunión, 
derriba las barreras que dividen 
a los pueblos y a los hombres, 
nuestras torres orgullosas, 
con la fuerza de tu viento, 
multiplica los lazos solidarios, 
cose las rupturas con el hilo del perdón.

Ven, Espíritu Santo - Luz, 
pon entendimiento 
en las viejas discusiones y rencillas, 
enséñanos la lengua común, 
la lengua de la tolerancia y del respeto, 
que todos podamos valorarnos, 
comprendernos, dialogando. 
Ven, Espíritu Santo - Maternal, 
ensancha nuestro pequeño corazón, 
sácanos de nuestra parcela insolidaria, 
salir al encuentro de los otros, valorar a los pequeños 
y no volver a dar rodeo ante los pobres.